4 de diciembre, 20223:03 PM

La prohibición de los planes de salud de Puerto Rico estrangula las opciones de seguro médico en Florida

prohibicion de los planes

El Obamacare Exchange es la mayor parte del mercado de seguros médicos individuales. Associated Press

Es la temporada de inscripción abierta y, una vez más, los floridanos se enfrentan a un mayor aumento en las primas de Obamacare (7.2%) que el resto del país (6.2%). El aumento de este año significa que, desde que la ley entró en vigor, las primas de Obamacare han aumentado un 265% acumulado.

Un nuevo estudio federal señala una posible causa del aumento de las primas: Los mercados de seguros médicos de Florida son cada vez menos competitivos.

Los legisladores pueden inyectar una mayor competencia -y hacer que el seguro de salud sea más asequible tanto para los consumidores como para los empleadores- eliminando la prohibición del estado a que los consumidores y los empleadores compren seguros de salud de Puerto Rico y otros territorios de EE.UU.

Es un principio básico de la economía de mercado: una competencia insuficiente significa menos opciones y precios más altos.

Los mercados de seguros de salud no son una excepción. "Las primas de los seguros... responden fuertemente a la competencia, y los mercados con más aseguradoras tienen primas sustancialmente más bajas", escribe el economista Martin Gaynor.

Los mercados de seguros de salud de toda la nación se han vuelto cada vez menos competitivos en los últimos años.

Un nuevo informe federal muestra que esa tendencia continúa a buen ritmo en Florida. En el mercado individual del estado, en el que los consumidores adquieren el seguro médico por sí mismos, la cuota de mercado de las tres mayores aseguradoras aumentó en 20 puntos porcentuales de 2011 a 2020.

La mayor parte del mercado individual es el Obamacare Exchange. En ese mercado:

La cuota de mercado promedio de la mayor aseguradora en cada zona del Estado aumentó al 68% del 59% que estaba entre 2015 y 2020.

Desde el 2017, la cuota de mercado combinada de las tres mayores aseguradoras ha rondado entre el 95% y el 100%.

El promedio de aseguradoras entre las que podía elegir un afiliado se redujo de 6.1 en el 2015 a 3.8 en el 2020.

Las pequeñas empresas se enfrentan a una reducción aún mayor de sus opciones. En ese mercado:

La cuota de mercado de las tres mayores aseguradoras alcanzó el 95% en el 2020.

La pequeña empresa promedio de Florida podía elegir entre 16 aseguradoras en el 2011. Esa cifra se redujo a siete en el 2020.

Incluso las grandes empresas tienen menos opciones. Del 2011 al 2022, cuando el número de aseguradoras en ese mercado se redujo de 14 a nueve, los tres mayores actores aumentaron su cuota de mercado combinada en casi 10 puntos porcentuales.

Esto no es un fallo del mercado. Es el resultado de la regulación gubernamental.

En general, la regulación gubernamental fomenta la concentración del mercado porque las pequeñas empresas deben aumentar los precios más que las grandes para cubrir los mismos costes de regulación. Las regulaciones de los seguros de salud no son una excepción. Los controles de precios de Obamacare, los requisitos de adecuación de la red y otras regulaciones tienen la consecuencia no deseada de reducir la competencia.

Otras normativas parecen tener como objetivo reducir la competencia. Florida prohíbe directamente a los residentes del estado la compra de planes de salud perfectamente aceptables disponibles en otros estados y territorios de Estados Unidos. El Congreso inhibe la entrada y la competencia en los mercados de seguros de salud al penalizar a los trabajadores a menos que se inscriban en planes patrocinados por el empleador.

El camino más prometedor para reactivar la competencia en los mercados de seguros de salud de Florida es poner fin a la prohibición de los planes de salud de Puerto Rico y otros territorios. Las regulaciones más costosas de Obamacare no se aplican en los territorios. El levantamiento de la prohibición liberaría a los floridanos para comprar planes con redes de proveedores más amplias que los planes de Obamacare y con primas que son hasta un 70% menos.

Aetna, UnitedHealthcare, Humana y BlueCross BlueShield ya operan en al menos un territorio y tienen redes de proveedores en Florida. Los floridanos podrían adquirir planes de estas compañías o de otras que reciban la aprobación reglamentaria de los territorios.

Con una mayor competencia, las aseguradoras se enfrentarán a una mayor presión para ofrecer productos de calidad. Como medida de apoyo, los legisladores podrían exigir a estas compañías que incluyan en el contrato de seguro la normativa vigente en el territorio, lo que permitiría a los floridanos hacer valer las protecciones de los consumidores en los tribunales de Florida.

Los legisladores de Florida tienen una opción: pueden dejar que el reducido número de aseguradoras nacionales siga exprimiendo a los residentes del Estado del Sol. O pueden ofrecer a los consumidores y empresas de Florida opciones de seguro médico mejores, más asequibles y más seguras.

Esta pieza fue originalmente publicada en Ingles en el Miami Herald.

Ir arriba